imagen
Ver interior
COMENTARIOS DE UNA UNA PAREJA DE VIAJE POR ESPAÑA y PORTUGAL Tomo II
DE Rafael Rodríguez de Paterna del Solar
Usuario: fafofrine / Etiquetas: Viajes dialogados, Experiencias, Lugares mágicos, Visión histórica,
Categoría: Tiempo Libre » Libros para el viajero
Idioma: castellano
Páginas: 474
LIBRO IMPRESO Libro impreso
27,50 €
170 x 240, encuadernado Pegado, interior B/N
ISBN: 978-84-92910-61-8

Categorías

Ayuda
SINOPSIS
El contenido de este libro pretende ser una guía de consulta y referencia a la hora de visitar cualquiera de los dos países citados. Vamos a caminar principalmente por ellos, solar de viejas culturas e historia y conoceremos sus influencias en los descubrimientos en los que intervinieron, principalmente en la novísima América donde dejaron su legado lingüístico, cultural y religiosos que les trasmitieron y que persisten en la actualidad como vínculo indisoluble del hemisferio americano en avance imparable. Pasaremos, en vuelo rasante, rápido y superficial por la vieja cultura islámica, con la que también se han enriquecido España y Portugal, en tiempos muy pretéritos. Vamos a recorrerlos en compañía de una pareja que les presentaremos, Friné y Fafo, que constituyen un matrimonio de españoles trotamundos que tienen la posibilidad de viajar por necesidad de sus actividades y, además, por vocación inequívoca y temprana de conocer el mundo empleando espacios en el trabajo y en su tiempo libre. En ocasiones van acompañados por algunos otros personajes adicionales, no siempre los mismos, que irán comentando entre todos y a través de sus diálogos, las impresiones de los lugares visitados señalando los puntos de máximo interés e ilustrando el texto con sus contenidos mas relevantes. En cada lugar glosarán, dialogando, las costumbres propias, ritos, leyendas y anécdotas acaecidas, adornando los viajes con el arte propio de cada reino, pueblo o comarca que surgirán al describir en ellos, sus culturas, sus obras y sus logros. La verdadera necesidad de viajar debe interpretarse como si de una droga se tratase y, a tal extremo es cierto que entre ellos apellida, el irrefrenable impulso de viajar, como el nombre de un alcaloide inventado –“la viajecina”? siendo frecuentes las alusiones. ? Fafo tengo muchas ganas de “viajecina” europea o portuguesa o española, etc.”. ? Pues creo que podré adquirir “viajecina italiana”, o por lo menos lo intentaré, porque está muy cara. Seguramente y con suerte, tomaran juntos algún jerez, manzanilla o fino, en algún colmado, posada o bar de tapas en las deliciosas Andalucía y Extremadura, mientras comentan sus ciudades y pueblos singulares de cordiales gentes e historia, fiestas, costumbres y monumentos. O tal vez toque hacer lo mismo, pero ahora, en la Galicia marinera o interior o puede que sea en la agreste Asturias o la limpia Cantabria o verde Galicia, aquí cambiarán las bebidas y comidas, pero no el contenido de los diálogos que ahora nos hablarán de los secretos de aquellos macizos montañosos, aquellas ricas y peligrosas costas, aquellos pueblos entrañables y sus capitales que han sabido conservar sus mejores logros para beneficio de generaciones posteriores, además de no haber perdido el ritmo de la modernidad. Especial atención concentrará la entrañable Castilla, toda ella, rebuscando la historia y la cultura en sus consolidadas capitales y pueblos, algunos de los que antaño fueron centros de poder, decisión y aún de gestas guerreras y que ahora, reconstruidos o no, dan testimonio de su pasado y deleite en el presente. Visitarán, en la lectura, entrañables ruinas cargadas de leyendas, conocerán las bellezas de su románico y admirarán sus iglesias y monumentos a la par que conocerán sus mejores vinos, sabrosos asados o embutidos y recios platos regionales cargados de tradición y calorías. Pasarán sin prisas por el reino de Navarra y su vecina, la digna y cierta Rioja contando su historia, descubriendo sus pétreos encantos, sus monasterios, disfrutando de sus confidencias, de sus hombres ilustres, de sus viandas y caldos aromáticos de espíritu alegre. Finalmente, en España peninsular, visitarán enclaves gloriosos en Aragón, dispersos por sus tres provincias, en Cataluña, alrededores de Madrid, de Valencia, Castellón, Murcia en incluso Andorra, por ser de peculiar recuerdo festivo, deportivo y de contrastes térmicos con respecto al clima continental madrileño. También le llegará el turno al encanto de los viajes por las Islas Afortunadas, con el sello inequívoco del descanso, interesante naturaleza, buen clima y entrañables gentes que se hacen amar y admirar por su folklore y afecto. Abriremos unos capítulos con las experiencias en el vecino y querido Portugal, tan hermanado a España y siempre celoso de su indiscutible independencia. Nos detendremos especialmente en su bellísima capital y sus próximas costas con Estóril, Cascaes, Sintra y su antigua universidad de Coimbra, sin olvidar encomendar a la Virgen de Fátima su protección y aliento en la vida. Recordar, con respeto, la noble lucha y victoria en Aljubarrota o Batalla sobre las tropas españolas. También la cornisa norte desde Valença do Mihno a Oporto será comentada en diálogos frescos e interesantes. Mas frívolos, pero entrañables, podrían resultar la preparación de los viajes muchos de ellos proyectados tomando un café o una copa de cava, muy fría, en alguna terraza del Madrid nocturno o degustando una buena cena en la castiza Plaza Mayor o en sus aledaños, las Cavas Alta y Baja. Allí nacieron y salieron a la luz, para luego realizarlos, muchos de los viajes aquí comentados. Los medios que se emplearán para viajar serán varios, pero preferentemente el automóvil resultará el más utilizado por la independencia y movilidad que facilita, dadas las relativas y cortas distancias a recorrer. Casi siempre ha sido Madrid el lugar de salida y la meta de llegada, tal vez por eso nada o poco comentamos de él, salvo los enclaves mágicos de sus alrededores. Madrid es demasiado voluminoso para poderlo condensar, en forma de diálogo, por un matrimonio viajero domiciliado felizmente en su corazón. El avión, sin embargo, ha sido utilizado para desplazamientos internos en la península y necesariamente preciso para desplazarse, las 10/12 veces en que consistieron los desplazamientos a las Islas Canarias, aunque allí también el coche ha sido el que ha dado la independencia para hurgar y conocer las interioridades de su espléndida naturaleza. También los cruceros de recreo han jugado su papel. En este el libro no se recogen ni el resto de continente europeo (el más prolijo), ni Asia, América o Africa que quedan, por su extensión, unidos en otros dos libros en el que se actuará del mismo modo o sea, desmenuzando costumbres, arquitecturas, historia y arte, junto a folclores y rincones de encanto y duende, a la vez que variados parajes y, para ello, se empleará la misma forma de presentación dialogada. Los viajes y los lugares visitados comienzan en 1.964 y continúan década tras década, sin interrupción, hasta el año 2.009. En virtud de aquel espacio en el tiempo (46 años), se pueden contrastar los mismos países en diferentes visitas y observar distintas etapas de su modernización, crecimiento y situación política, esta última especialmente interesante en la época en que, el “telón de acero”, cerraba a los países de la Europa del este, su comunicación y libertad Sin más preámbulos se pasa a la descripción y presentación de nuestro matrimonio viajero, protagonista de estos escritos personalizados y todos vividos. Friné es una mujer de 24 años a punto de cumplirlos, cuando se comienza la acción de este texto. Morena, muy blanca de piel, esbelta, 1,70 metros de estatura. Facciones regulares de proporciones perfectas y armónicas que dan a su rostro una impronta de belleza natural, espontánea y de rabioso atractivo. Su mirada limpia, es penetrante e interrogativa nacida de unos ojos profundos del color de la miel de caña. Su pelo negro y abundante, mutante con los años, se lo recoge en un moñete que descubre un cuello largo seguido por un escote prometedor, no exagerado y una espalda que, sin duda, hubieran envidiado las modelos del pintor cordobés Romero de Torres. Sus largas piernas, de andar rígido, cerraban un conjunto armónico, audaz, moderno y atrayente. De verbo fácil, expresión acertada y sintética, temerosa pero aventurera, inteligente y curiosa, romántica y algo pasional pero sensata, real y positiva. En definitiva algo contradictoria. Enamorada de las bellas artes y muy versada en historia, pintura y escultura. Sus otros delirios han sido, por orden de edad, su abuelo Rafael y la doméstica Lucía, ama “seca” en la infancia de Friné y después una respetuosa hermana mayor. Con rabiosa intensidad forma parte fundamental de su círculo Fafo que, después de unas felices y normales relaciones, había ganado su corazón por haber sabido expresar, con acierto y con asonante rima actual, sus sentimientos hacia ella. Ahora confirmaba lo acertado de su elección al estar casada toda su larga vida. Los años han pasando con felicidad permanente en su inexorable andadura, pero sin tropiezos en la salud. Su presencia actual sigue siendo elegante y cuidada, manteniendo su permanente atractivo y lozana madurez que ha dado paso a una activa senectud sin limitaciones en su salud, pero enriquecida por su natural amenidad y los conocimientos acumulados en su larga convivencia en común. Fafo atrapaba escasamente los 30 años por aquellas fechas. Se había licenciado en la Complutense de Madrid en Medicina y Cirugía. A los 26 años se casó con su primer y único amor, Friné. Era de estatura media, parecían de la misma altura cuando Friné no llevaba tacones altos, que era en escasas las ocasiones. Moreno, ojos rasgados, mas atractivo cuando se expresaba pues marcaba al hablar una sonrisa permanente. Su mirada era penetrante y dura; dulce y tranquilizante cuando se relajaba. Simpático, muy ágil de movimientos, incansable en su trabajo, dotado de un gran sentido común e inspirado en el más puro pensamiento racionalista que aplicaba a su vida y trabajo con evidente éxito. Era astuto y con la suficiente inteligencia para destacar en su actividad. Están presentados los compañeros de viaje que van a acompañar amablemente al lector en todos los recorridos, acompañados en ocasiones por sus hijos o matrimonios amigos. Ahora toca ir describiendo, con un cierto orden, los comentarios y observaciones que surgieron al visitar los países anunciados y los rincones que les interesó conocer y que, de cierta forma y manera, siguen frecuentándolos.
COMPARTE
VALORACIÓN
1,00
1 votaciones Enviar puntuación
NO HAY COMENTARIOS
ESCRIBE TU COMENTARIO »
cargando...
cargando...
Partners:
Gobierno de España - Ministerio de Cultura Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Associació d'Editors del País Valencià Miembro de l'Associació d'Editors (AEPV)
© Copyright Obrapropia, S.L.